Empanadas salteñas en la Semana de la Gastronomía Étnica

Las empanadas representan mucho más de lo que son. Nigún argentino puede decir que las empanadas son solo pasteles de masa que se fríen o se hornean y que tienen un relleno de carne picada, condimentos, aceitunas y morrón a la vera de un fogón, como describe irónicamente Les Luthiers en El Explicado. Tal es así que cuando me enteré que el evento del arranque de la Semana Gastronómica Étnica estaría Gustavo de Lo de Villalpando enseñando como hacer las mejores empanadas del mundo, las empanadas salteñas de su abuela, mi confirmación fue inmediata. Y allá fui.

Semana de la Gastronomía ÉtnicaEn el local de Lo de Villalpando ubicado en la Ruta 20 nos esperaba toda la hospitalidad a la que nos tiene acostumbrado  Gustavo y equipo, quienes entre cervezas y risas nos empaparon de cultura salteña. Allí fuimos aprendiendo paso a paso como hacer las verdaderas empanadas salteñas y tomando nota de los tips de la abuela que compartía sin guardarse nada, respondiendo todas las inquietudes y abriendo el juego a los asistentes para que hagan las veces de ayudantes. Una verdadera fiesta gastronómica a la que todos estabamos invitados a ser parte.

La clase  teminó con la degustación de las empanadas que habíamos realizado entre todos. Pero como siempre pasa en estos casos, un grupito de aguantadores o «peregrinos del morfi» como nos llama el dueño de casa nos quedamos en ronda a compartir algunos platos más. Por la mesa desfilaron más empanadas, humita, cazuelas, postres, cervezas, vinos, bombos, coplas, anécdotas, carcajadas y hasta una invitación a conocer la cava que está en proceso de armado. [Si me permiten, prefiero no hacer más comentarios acerca del pedazo de cava que están armando porque considero que merece todo un capítulo aparte.]

Ahora si, luego de disfrutar de una buena cena de comida regional argentina en el Día de la Tradición, la Semana de la Gastronomía Étnica estaba en marcha.

Más info: Semana de la Gastronomía Étnica

One Comment

  1. Pingback: Bitacoras.com

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*